PDF Imprimir E-mail
Jueves, 24 de Abril de 2008 20:18

Las condiciones ambientales de Fusagasugá han permitido que a la exuberancia de la flora sea más que evidente.  Por eso, las orquídeas entre otras plantas se dan casi que al natural, en inmediaciones del quebrajo territorio, sobre cualquier roca, como adorno de los altos arboles que dieron sombra al café y desde los años treinta -con el jardín Luxemburgo- de forma sistemática, proceso que creció a mediados del siglo XX con los cultivos de la señora Bertha de Ospina y que fueron el inicio definitivo para la constitución desde decenas de viveros dedicados a la producción plantas y en especial de la orquídea.

El Festival de Orquídeas no es una casualidad, es el resultado de que Fusagasugá tenga una larga trayectoria en el cultivo de flores y que por ello se hoy conocida como Ciudad Jardín, por lo tanto desde el 2003, año en el que comenzó a realizarse en las instalaciones de la Unidad Educativa Carlos Lozano y Lozano durante la semana santa, momento que ha sido utilizado como el marco perfecto para la atracción de turistas y lugareños.  Este año el escenario fue el Centro de Alto Rendimiento de Cundinamarca, CERCUN, en donde la exposición creció no sólo en expositores, sino en visitantes y compradores.

 
Rumba Criolla PDF Imprimir E-mail
Jueves, 24 de Abril de 2008 20:17

La Rumba Criolla fue reconocida por la Ordenanza Departamental No. 14 de 27 de julio de 1994 como aire folclórico oficial del Departamento de Cundinamarca y como aire folclórico de Fusagasugá con el Acuerdo Municipal No. 39 del 19 de noviembre de 1994; con el que además se creó un festival para divulgar y promocionar esta manifestación artística, que se ha dicho nació en este municipio ante ciertas evidencias sobre el natalicio de uno de sus mayores exponentes, Emilio Sierra Baquero.

A pesar de que el Acuerdo Municipal mencionado establece legalmente la realización del festival de la Rumba Criolla, algo similar ya se había hecho en 1992 con el I Festival de la Rumba Criolla, en la que la administración municipal de aquel entonces convocó a un grupo integrado por Loly Luz Triana, Edilberto Ortíz y Eduardo Villamil, quienes en muy poco tiempo construyeron una versión coreográfica, que se fundamentaba en el cortejo -tema constantemente utilizado en las danzas del mundo- y esto a su vez de uno de los temas más importantes de Sierra, “Vivan los novios”.  Esta propuesta tuvo algunas modificaciones para el II Festival, llevado a cabo en 1995 y con el soporte del acto administrativo logrado por el Concejo Municipal y desde 1996 el I Reinado de la Rumba Criolla.

 
Festival Floral y Agroindustrial PDF Imprimir E-mail
Jueves, 24 de Abril de 2008 20:17

El Festival Floral se creó con el Acuerdo Municipal No. 24 de 2 de septiembre de 1985, con la pretensión de incentivar el turismo, aglutinar a viveros, jardines, floristerias y demás organizaciones dedicadas a la producción y comercialización de la flora, que además sirviera como excusa para embellecer la ciudad con el concurso de jardines exteriores y de esta manera hacer el honor a su apelativo, Ciudad Jardín.

El concurso de jardines dejó de hacerse prontamente, pero el espíritu de la actividad se ha repetido de manera continua desde 1986, permitiéndonos decir que el próximo año junto a los cincuenta años de Expofusa, Fusagasugá se vestirá de bromelias y orquídeas para celebrar los veinte años del establecimiento definitivo del festival floral.

La ciudad seguirá adornándose por desfiles de silleteros, en donde entidades públicas y privadas no ahorran en esfuerzo para presentar logo-tipos, mensajes y una infinidad de formas elaboradas con flores, que niños y adultos trasladan sobre sus hombres por las calles más importantes, al sonido de los ritmos más sobresalientes del interior del país. 

 
Expofusa: Una Torre de Babel PDF Imprimir E-mail
Jueves, 24 de Abril de 2008 20:14

Fusagasugá, originalmente un cruce de caminos, un mercado por excelencia, ha sido matizada con los colores de productos agrícolas, animales, bebidas, vestidos, junto a decenas de utensilios más y una inmensidad de hombres y mujeres. Estos últimos, con sus sombras desde el amanecer, llenan los distintos sitios que han dado cabida al comercio, primero en un claro en la maraña de la vegetación virgen, después la plaza mayor, luego la plaza de mercado y ahora toda la ciudad es el escenario de una torre de babel, donde se encuentran millares de rostros y manos para ofrecer y demandar cualquiera de los artículos puestos sobre una mesa, bajo un toldo o en inmediaciones de los establos.

Durante los mercados, la venta y exposición de aquella inmensidad de productos era bastante habitual, sin embargo, fue en el marco de la riqueza cafetera -que inundó todo el Sumapaz-, cuando Fusagasugá, la capital de la provincia, decidió mediante el Acuerdo Municipal No. 1 de 1904 crear las ferias ganaderas para fomentar, decía el acto administrativo, el comercio del municipio y la región.  La legalización de esta habitual actividad se constituyó en el principal precedente de la actual EXPOFUSA.

 
<< Inicio < Prev 1 2 Próximo > Fin >>

Página 1 de 2
Follow us on Twitter

www.yoursite.com
Fusagasuga